Cris Carbone

Cris Carbone nació el 6 de noviembre de 1954 en la ciudad de Buenos Aires, Argentina, bajo el signo de Escorpio, con el cual se identifica en la mayoría de sus características: noble, honesta, espiritual, de mente profunda y penetrante, le interesa todo lo secreto, lo misterioso o lo oculto, incluyendo los aspectos más profundos de la psiquis humana. De corazón tierno tiene gran amor y afinidad por la música, las imágenes y la poesía.
La vida le regaló dos bendiciones Romina, que hoy tiene 29 años y Maximiliano de 25 años, que han sido desde ese momento la razón de su vida y son el mejor regalo que ésta le ha dado...sus hijos. En la actualidad espera orgullosa la llegada de su primer nieto Thiago, en lo que considera otro milagro en su vida.
Vuelca en sus letras sus tempestades internas, sus miedos, sus sueños y aunque pareciera trágica, ella dice que escribe cuando esta triste, cuando es feliz solo lo disfruta.
Desde pequeña garabateaba sus letras en un viejo cuaderno, volcaba en versos, sus mas íntimos sentimientos, ese mismo cuaderno que perdió y eso la hizo dejar de escribir, olvidando ese hecho trágico y con él sus ansias de poeta.
Mas tarde gracias a Internet pudo desarrollar nuevamente ese amor por lo poético, y encontró lo que seria su profesión actual, Diseñadora Web y Webmaster. Así nació su Web Rincón del Poeta donde pudo amalgamar su amor por la poesía y el diseño.
Sus poesías son publicadas en España y en Argentina en diferentes países a través de Internet.

"La poesía de Cris Carbone es una manifestación coherente de su propio ser. Cris se traslada a sí misma a sus versos, asumiendo un compromiso de vida y de expresión en cada uno de sus poemas. La autenticidad con el propio mundo interior descuella en una sucesión de imágenes que nos van metiendo en la profundidad de un ser que es todo sensibilidad. Su visión de lo externo no es ajena a ella misma, pues el mundo en el que está, en el que vive, es el continente que ha permitido catapultarla a la realidad como poeta. Allí se despliega toda la gama de sentimientos con los cuales la autora arma su vida para poder transitarla. Desde un núcleo primordial, profundo y muy conciente, Carbone se despliega en círculos emotivos hacia el papel, en los cuales va plasmando sus palabras que nos muestran estados sutiles y temblorosos, penumbras de un lado íntimo que quiere salir, expresarse y alzar la voz. El entorno, los afectos, los seres queridos, el solar natal, sus emociones y sentimientos, navegan cómodamente por la palabra de Cris Carbone, quien asomada al presente no se desprende ni de sus raíces ni de sus recuerdos sumando a ellos las ganancias del hoy, en un canto integral que tiene como resultado una serie de profundos poemas muy gratos al lector".          (Alberto Peyrano)

   

Juramento

Me juraste amor eterno,
dijiste que me amarías
hasta el resto de tus días.
Ante Dios y con testigos
prometiste cuidarme
aún en la enfermedad
y me rescatarías
de las garras del mismo infierno.
Serías como un soldado
luchando en una batalla,
no debía temer
a partir de ese momento
por ninguna tempestad,
serias mi abrigo y sustento.
Prometiste muchas cosas
algunas que ni recuerdo
pero lo peor de todo
es que creí el juramento.

Han pasado muchos años,
me quedó solo el recuerdo
impregnado como fuego
lacrado como un secreto
que guardo bien escondido
aquí dentro de mi pecho.
Tus pupilas cristalinas
tu mirada como cielo
tus palabras repitiendo como un eco
perdiéndose en el tiempo:
"Siempre serás mía,
te amaré toda la vida".
Pero tu no podrás saber
que nunca pude romper
la palabra que te di
cuando prometí amarte,
pues te amo todavía.
Y este amor me quema el alma
llega hasta el fondo de mis entrañas
y tengo mi propio infierno,
pero tu nunca me salvas.


Gestación
(a mi nieto)

Se está gestando en esa panza
un ser maravilloso
fruto del fruto de mis entrañas.
Traerá en sus manos millones de sueños
soles y lunas en sus recuerdos
sabia nacida de mis ancestros.
Tendrá en su pelo brisas de mares
y las pupilas color del tiempo
marcará el fin de tantos pesares
y el inicio de sonrisas futuras
juegos de plaza, manitas sucias y caramelos.
En mi corazón nace un inmenso amor,
y si es necesario que lo proteja
tengo ternuras para brindarle
y bendecir cada uno de los días de su existencia.
Trae promesas de futuro abierto
Dios me bendice con su presencia.
Su vida estará signada por las estrellas
será un faro en las tormentas
y un arco iris en el desierto.
Este cúmulo de células diferenciándose
en uñas, piel, corazón, cerebro,
es la promesa del hombre nuevo
trae el futuro en su alma y
sabiduría de otros tiempos.
Lo recibo con los brazos abiertos
y el corazón lleno de esperanzas.


Casa vacía

La casa se esta quedando vacía.
Emigran en busca de nuevos horizontes
a reclamar otros amores,
otros destinos.
Dejan la guarda y la tutela
de estos brazos repletos de ternura,
no necesitan mas las caricias constantes
ni cuidados intensivos
ni alimento.
Han crecido y van tras otras ilusiones,
la vida los reclama.
 
Sentada en medio de tantos recuerdos
de años que se fueron
se me escapa el tiempo de las manos
como agua del arroyo.
Han crecido y se van
por la vereda del futuro
a encontrarse con sus pares
formar hogares, tener hijos.
Van en busca de triunfos o fracasos,
amores o desengaños...
en fin, la vida.
La casa se esta quedando vacía,
se están yendo mis hijos.
 
Trataré de despedirlos sin lágrimas.
 

Ámame

Ámame así
con el paso del tiempo
marcado en cada pliegue de este rostro,
de guerrera de la vida
vivida plenamente en dolores y alegrías.
Ámame así con mis tormentas
seguro después el sol asomará lento
y de noche las estrellas llenarán
el firmamento.

Ámame así
con mis dudas, mis eclipses
que a veces no dejan traslucir
el alma mansa escondida por desvelos
y sufrimientos.

Ámame así,
que esta piel aún tiene
ansias de caricias y de abrazos tiernos.
Descubre la ternura que aun perdura
en este corazón que vibra de emoción
pese a amores que se perdieron,
no sé en qué esquina
del desencuentro.

Ámame,
no me dejes sin tu sonrisa,
tus manos prodiga, y
tu cuerpo ardiente de deseo.

Ámame así
que aún nos queda tiempo...
ámame...

Cris Carbone

www.criscarbone.com.ar

www.rincondelpoeta.com.ar

Cris Carbone todos los derechos de Autor reservados

 

La Música de esta Página
"Concierto para una voz"
Daniele Licari