En la última década ha aumentado el reconocimiento de la importancia que tiene la participación de la juventud en la adopción de decisiones. Iniciativas de varios gobiernos para hacerles participar en algunos procesos han tenido como resultado una mejor formulación, aplicación y evaluación de políticas. Los y las jóvenes continúan mostrando un gran interés por construir el futuro propio y el de la sociedad. Es una buena práctica, yo creo, para aumentar su participación y su compromiso en las tomas de decisión sobre asuntos públicos.
Con demasiada frecuencia las políticas relativas a la juventud son impulsadas por grupos de personas adultas cargadas de estereotipos, a veces negativos, acerca de los jóvenes.
Instituciones Internacionales y Educativas recomiendan aumentar las inversiones destinadas a la juventud. Persiste la necesidad de prestar atención a diversos grupos de personas jóvenes desfavorecidas, tales como las discapacitadas, las emigrantes y las indigentes.
Los jóvenes en general, no están esperando soluciones pasivamente, sino que las están buscando de manera activa. Si se les proporciona un entorno habilitante que incluya el acceso a una educación de calidad, oportunidades de empleo decente y servicios de salud, los jóvenes pueden hacer contribuciones significativas al desarrollo de un mundo del cual serán todavía más responsables en las décadas futuras.
¿No creéis sería interesante hacer algo más por la juventud, involucrarlos en causas importantes y darles un poco más de protagonismo teniendo en cuenta que son el "futuro"?...




Maica